Vecinos se cansaron de las picadas y los ruidos molestos

Piden una solución en su barrio.


Un grupo de vecinos se cansaron de las picadas nocturnas que se desarrollan en su barrio y pidieron un reductor de velocidad.




Han llegado a medir con un radar la velocidad de alguno de los rodados que circulan por la arteria y sostuvieron que rondan loa 98 kilómetros por hora, muy por encima de la máxima permitida en la ciudad de Chacabuco.



Esto ocurre en Balcarce entre Andrés de Vera y Espora. La zona ya cuenta con restricción de circulación para camiones.
De acuerdo a la nota enviada por los vecinos al Concejo Deliberante, las picadas se incrementan los fines de semana.
También dejaron asentada su queja sobre loa ruidos molestos que ocasiona un boliche llamado Psicosis cuando abre la puerta del salón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comparta su opinión con el resto de la comunidad

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.