Entrada destacada

Video: Incendio de un utlitario

lunes, 8 de agosto de 2016

8 de agosto: el Día del tirador y el robo de los dientes de Belgrano


Hoy se celebra en Argentina el día del tirador. Es en homenaje al Teniente Pablo Ricchieri, quien se destacó por crear, a lo largo de su carrera militar, polígonos para practicar la actividad.



El día del tirador deportivo se celebra este 8 de agosto, porque Ricchieri nació en ese día, pero en 1859.

Dice Wikipedia que Ricchieri:
 fue un militar que participó en las últimas guerras civiles argentinas y fue ministro de guerra durante la segunda presidencia de Julio Argentino Roca. Es especialmente recordado por la ley que estableció el servicio militar obligatorio (en 1901), y por su robo de los dientes del general Manuel Belgrano durante la ceremonia de exhumación de este (en 1902).

En su edición del 20 de septiembre de 2014, en un artículo de Luciana Sabina, titulado "Los dientes de Belgrano", se hace referencia a la sustracción de los dientes de Belgrano:

el 4 de setiembre de 1902 una comisión compuesta, entre otros, por un nieto, un bisnieto del prócer y los ministros Joaquín V. González y Pablo Ricchieri exhumó los restos de Manuel Belgrano. Debajo de la lápida no hallaron ningún ataúd, sólo clavos, tachuelas y algunos huesos dispersos.
Que posible rescatar en buen estado parte de la dentadura. Y aquí viene el dato de color que tiñe bastante obscura esta historia, increíblemente Joaquín V. González y Pablo Ricchieri se llevaron un par de dientes del General, excusándose este último de haberlo hecho para llevárselo a Mitre y cubrirlo de oro antes de devolverlo.
El diario "La Nación" describió el episodio de la siguiente manera "… A medida que se extraían se depositaban en una bandeja de plata, que sostenía uno de los monjes del convento. Las tibias se descubrieron en la tierra colocadas casi paralelamente, pero al sacarlas quedaron reducidas a pequeños fragmentos. (...) Se han encontrado en relativo buen estado algunos dientes. (...) La urna fue depositada bajo el altar mayor esperando la terminación de los trabajos del suntuoso mausoleo".
Sin embargo el diario "La Prensa" dio otra versión: "En el sepulcro del General Belgrano. Exhumación de sus restos. Un acta defectuosa. Repartición de dientes entre los ministros… en la tumba de Belgrano se encontraron varios dientes en buen estado de conservación, y admírese el público: esos despojos sagrados se los repartieron buena, criollamente, el ministro del Interior y el ministro de Guerra. Ese despojo hecho por los dos funcionarios nacionales que nombramos debe ser reparado inmediatamente, porque esos restos forman parte de la herencia que debe vigilar severamente la gratitud nacional; no son del Gobierno sino del pueblo entero de la República y ningún funcionario, por más elevado o irresponsable que se crea, puede profanarla. Que devuelvan esos dientes al patriota que menos comió en su gloriosa vida con los dineros de la Nación".
Los ministros terminaron restituyendo los dientes debido a la presión del diario La Prensa, al que había recurrido para denunciar el hecho Fray Modesto Becco, uno de los monjes presentes. Tras recibir los restos del prócer, el prior volvió a dirigirse al periódico:
"Señor Director de La Prensa:
Muy Señor mío:
El Excelentísimo señor Ministro del Interior Joaquín V. González, que llevó un diente del General Belgrano para mostrárselo a varios amigos, acaba de remitirme esa preciosa reliquia del glorioso prócer de la Patria, la cual está en mi poder y bajo custodia de esta comunidad, como el demás resto de sus cenizas".






No hay comentarios: