Entrada destacada

Video: Choque: Lo salvó el casco

Opine sobre todas las noticias en la comunidad de facebook de Chacabuquero: Me Gusta Chacabuquero

"Aiola llega a la elección con la mochila de Macri"

Agrega que el candidato del PJ debe surgir de las PASO.

El diputado provincial Mauricio Barrientos consideró que en las elecciones de este año el intendente Víctor Aiola deberá cargar con la “enorme” y “pesada” mochila del presidente Mauricio Macri.
El legislador también habló de la necesidad de realizar Primarias para definir al candidato del peronismo.
“Después de la derrota electoral y ante la necesidad de legitimar nuevas conducciones políticas es fundamental que aquel que represente al peronismo a nivel local en las elecciones de octubre no sea elegido por los dirigentes sino por los peronistas y sus simpatizantes -sostuvo el diputado provincial-. Después se verá cuál será el frente electoral, Unidad Ciudadana o Frente para la Victoria. Lo mejor que pueda ocurrir es que la elección se dirima en las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias y el candidato a intendente que compita contra el macrismo, aiolismo o Cambiemos surja del voto de los peronistas”.
“Creo que va a haber dos o tres precandidatos y precandidatas para las PASO de agosto -agregó-. Algunos sectores del peronismo estamos trabajando para ver si podemos unificar una candidatura y que no sean tantos los participantes en las Primarias”.

-¿Cómo se contiene a los votantes de las PASO si luego no les gusta el elegido?
-Suele pasar eso. El peronismo tiene la mala experiencia de las últimas PASO provinciales para gobernador. La elección entre Julián Domínguez y Aníbal Fernández fue muy pareja, pero después Fernández no pudo contener el total de los votos de las PASO. Pero creo que ahora hay otra mirada. Muchos intendentes peronistas han surgido de internas. Héctor Francolino le ganó una interna muy peleada a Joaquín de Anchorena; Julián Domínguez le ganó una interna durísima a Francolino; Darío Golía le ganó también a Francolino. Es decir que la interna no es un obstáculo. El concepto es el de el que gana conduce y el que pierde acompaña. Creo que va a haber un fuerte acompañamiento de los que no ganen. Obviamente, no es fácil. Para que el gane conduzca, tiene que persuadir. Es importante que el que gane tenga gestos para con los que perdieron para poder llegar todos juntos a octubre. No se puede subir a la soberbia del triunfalismo. Claramente, nuestro adversario es el conjunto de las polìticas de (Mauricio) Macri y no los compañeras y compañeras.

-¿Por qué cree que llegando casi a marzo no hay clima de campaña?
-No hay clima de campaña pero se está hablando por abajo. De hecho, durante el verano hubo una fuerte movida de la gobernadora María Eugenia Vidal para desdoblar las elecciones porque no quería jugar con Macri porque es una enorme mochila de plomo. Se terminó imponiendo la decisión política de Macri y no hubo desdoblamiento. Al no ocurrir esto, hay más tiempo para armar la elección. El cierre de listas sería el 22 de junio. A nivel nacional el peronismo está conversando. Hasta hace un tiempo había un sector que decía que no quería ir con Cristina Fernández, y ahora, algunos de sus integrantes empieza a decir que Cristina debe estar dentro del acuerdo. Obviamente, Cristina es, en la actualidad, la líder con mayor peso político tiene en la oposición y que cuenta con la mayor legitimidad. Muchos gobernadores que planteaba la primera cuestión ahora dicen que hay que estar todos juntos. El peronismo va a tender ese camino de unificación.

-¿Y hay otros factores de la época que se vive?
-Es cierto que la situación social se viene agravando en forma más que preocupante. No es que se agrava día tras día, un poco, sino que cada día se potencia la gravedad de la situación. El año pasado terminó con una inflación del 50 por ciento y un proceso de recesión. Hoy los expertos dicen que cerca del 50 por ciento de la capacidad productiva del país está parada. La economía está parada. Estamos en el peor momento porque tenemos recesión con inflación. Claramente el gobierno de Macri sabía que iba a gobernar para los ricos, precarizar el trabajo, y que los salarios iban a perder poder adquisitivo, pero no de la manera en la que se dio. Se ha perdido una importante cantidad de fuentes de trabajo y hay gente que no sabe cómo llegar a fin de mes. Ante una situación social tan complica, muchas veces, los que hacen política no quieren quedar fuera de sintonía con la gente discutiendo candidaturas. Pero está claro que esa discusión hace a la democracia que no es una forma electoral sino un estilo de vida. A medida que transcurra el año se van a ir profundizando las cuestiones electorales. Creo que las elecciones del 2019 se van a nacionalizar. La mayoría de la gente va decidir si vota o no a Macri. No van a pesar las cuestiones territoriales o locales. En el caso de Chacabuco, Aiola va a cargar con la enorme y pesada mochila de haber acompañado a Macri y repetir eso de que ‘Aiola es Macri, carajo’. Esto va a tener consecuencias electorales.

-¿Pesa la economía en la elección distrital?
-Hace unos días en un medio dije que comenzaba a preocupar el cierre de comercios porque se parecía al 2001. Muchos me criticaron, pero hace unos días el diario De Hoy planteo esa preocupación. La realidad es complicada.

-¿Cómo ve a la gobernadora Vidal de cara a la elección?
-María Eugenia Vidal tiene un buen marketing, pero de gestión, nada. La situación en el Conurbano es un desastre. Además hay actitudes que ha tomado ella. No sólo hablo de haber acompañado a Macri, sino de la pelea que ha desatado contra los docentes como si fueran el problema de la educación, o plantear que un chico pobre no puede estudiar en la universidad. Ha tenido algunos conceptos muy gorilas que la gente empezó a analizar. Primero se la veía como una chica de clase media, bonachona, pero luego se la vio como alguien que forma parte de las políticas neoliberales.

-¿Qué lectura hace de la encuesta que publicó Unidad Ciudadana?
-Yo he hecho muchas encuestas. Son herramientas que ayudan a ver las cosas desde otra perspectiva y tomar decisiones. Pero no comparto usar a la encuesta como una operación política. Nunca he publicado los números de compañeros. Tratar de imponerse con una encuesta es una operación política. La mejor encuesta que podemos hacer son las PASO.

1 comentario:

  1. Al fin dijiste algo coherente inútil.titere peronchos...pero la gente d trabajo y d ley sabe diferenciar y silla va a seguir al frente.no t haga ilusiones vos ni los muchachitos estos q siguen los caminos nefastos d sus padres. Carnaghi,bruno,el psicopata d Domínguez y la mamasita garello

    ResponderEliminar

Comparta su opinión con el resto de la comunidad

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.