Entrada destacada

Falleció vecino rescatado por los bomberos

Tenía 87 años.

Opine sobre todas las noticias en la comunidad de facebook de Chacabuquero: Me Gusta Chacabuquero

"Los peronistas que ayudan a tratar las leyes de Vidal deberán dar explicaciones en sus distritos"

Mauricio Barrientos habló de los legisladores que dan quórum.



El diputado provincial Mauricio Barrientos se mostró crítico para con los legisladores de orientación peronista que le dieron quórum a Cambiemos para que pudiera aprobar distintas leyes durante la última semana.
Barrientos consideró que estos diputados deberán rendir cuentas ante los habitantes de sus distritos y especialmente, los trabajadores que afectaron con la ley de reforma previsional referida a los empleados del Banco de la Provincia de Buenos Aires.
El legislador participó, en la noche del viernes, de la asunción del nuevo Consejo del Partido Justicialista local. Estuvo acompañando a las autoridades de la fuerza política.




-¿Cómo ve esta nueva etapa del PJ?
-Hubo elecciones partidarias. Se está renovando el partido. En la provincia y en Chacabuco hubo una sola lista de candidatos. En algunos lugares muy puntuales hubo competencia. El domingo pasado hicimos las elecciones en nuestro partido con una buena concurrencia de gente. Entre Rawson, Castilla y Chacabuco votaron 1.000 personas. No había mucha motivación. Ahora es una etapa nueva, con militantes políticos que tienen un compromiso con el peronismo, para afrontar dos próximos años de gobierno de Mauricio Macri que van a ser mucho más duros que los primeros. La primera etapa de Macri ha sido una transferencia de recursos a ciertos sectores económicos. Por un lado le sacan a los jubilados, y por otro le quitan retenciones a las exportaciones y le dan otros beneficios a los grupos económicos. En estos dos años que pasaron  la Argentina se ha endeudado de manera muy grande y ahora hay que empezar a pagar. Lamentablemente, los argentinos sabemos que cuando hay que empezar a pagar la deuda se hace sobre el hambre del pueblo. Ya se empezaron a aplicar las recetas del Fondo Monetario Internacional. El fuerte recorte a los jubilados es parte de eso. Se viene una flexibilización laboral, nuevos tarifazos, nuevas modificaciones tributarias, beneficios a las patronales con la rebaja de aportes. Eso se hace con el viejo verso de que va a generar empleo. Sabemos que no genera empleo. Lo que hace es que las patronales recambien personal con peores condiciones laborales. Es una precarización laboral. El peronismo tiene que tener una postura de oposición política.

-¿Cómo se organiza la oposición en la Legislatura provincial? ¿Por qué hasta ahora el gobierno provincial logró sancionar ciertas leyes?
-Cambiemos está aprovechando la primera minoría que tiene. Lamentablemente, un sector del peronismo está dando quorum. El otro día se aprobaron dos leyes malas para la gente. Por un lado, hasta ahora las cooperativas eran excluidas del impuesto por Ingresos Brutos. Ahora se las reconoce como sujetos tributarios. Pueden tener una exención, pero la tienen que tramitar todos los años y se la pueden otorgar sí o no. Esto es grave, porque las cooperativas cumplen un rol social. En el caso de Chacabuco,  las cooperativas han llevado el servicio de luz y gas a lugares donde una empresa privada nunca hubiera llegado. Por otro lado, lo más duro fue lo que les pasó a los empleados bancarios. Se les subió la edad jubilatoria de los 57 a los 65 años. Hasta ahora les pagaban el 82 por ciento móvil pero eso cambia al 70 por ciento. Es durísimo. Escuché a algunos legisladores que decían que había que desactivar una bomba porque la caja BAPRO es deficitaria. No desactivaron nada, sino que lo que hicieron fue hacerla explotar. El hilo siempre se corta por lo más delgado perjudicando a los trabajadores.

-¿El gobierno provincial quiere hacer una reforma semejante con el gremio docente?
-Sí, estamos hablando de eso. La columna vertebral de todo esto es la ley 9650 del Instituto de Previsión Social sobre régimenes especiales. Uno de esos régimenes especiales es el de los docentes, los cuales se jubilan antes, con menos aportes, en función al trabajo estresante que llevan adelante. Se está hablando de que el gobierno va a presentar un proyecto para modificar el régimen docente. Lo que también busca es armonizar o equiparar las jubilaciones que paga el IPS con las que paga la ANSES. Quiere precarizar esto también. Hoy las jubilaciones que paga el IPS deben ser las mejores del país. Es una caja con superávit. Hay que tener en cuenta que se considera que para que funcione un sistema previsional, por cada jubilado se necesitan tres trabajadores. En este caso, en la provincia, por cada jubilado hay cinco trabajadores. Al gobierno no le importa esto. María Eugenia Vidal quiere avanzar con esta modificación. Nosotros le vamos a dar la pelea. Somos la  oposición. La gente nos votó para esto, para enfrentar al ajuste. Vamos a dar pelea de todas las formas posibles y con todos los recursos democráticos que haya. Vamos a tratar de que estas leyes no salgan.

-¿Cómo se puede lograr eso si hay diputados no oficialistas que le facilitan el camino al gobierno?
-Nosotros planteamos que las leyes se votan con la mano, pero también estando sentados. Antes de la sesión dijimos que no había que sentarse en la banca porque el oficialismo no tenía quorum. El bloque de Unidad Ciudadana - PJ  no se sentó, al igual que el Frente Renovador, pero algunos diputados no oficialistas se quedaron para dar quorum. Están entrando en una profunda contradicción. Terminaron votando en contra de la ley pero antes facilitaron su tratamiento y aprobación. Van a tener que dar muchas explicaciones en sus distritos y a los jubilados que perjudican, como también las van a tener que dar los gobernadores en sus provincias con los jubilados que han perjudicado ampliamente.

-¿Cree que el oficialismo presiona con asistencia económica a los municipios para lograr que los diputados le den quórum?
-Es el tema de la chequera y el látigo. Recursos a cambio de votos. Muchos municipios tienen problemas. Chacabuco tiene problemas. Se ha incrementado notablemente la cantidad de trabajadores. Cuando nos fuimos del Municipio había 1.650 empleados. Habíamos reducido la planta de personal. Hoy está por encima de los 1.800 empleados. Tiene grandes problemas económicos. Pero como peronista y mirando a los intendentes peronistas, no todo pasa por la cuestión económica. Hay que defender las convicciones y ser opositor a un modelo económico que definitivamente va a perjudicar a los argentinos, por más que se busquen acuerdos particulares. Coincido plenamente con lo que decía la ex presidenta Cristina Fernández: esto es como el yogurt, tiene fecha de vencimiento. Esto tarde o temprano no dará para más. Hubo un cacerolazo espontáneo en repudio a la aprobación de la reforma previsional. Son síntomas. ¿Qué hace el gobierno? En los primeros dos años le alcanzó con el blindaje mediático y las denuncias de corrupción que hacía. Ahora, eso ya no alcanza. Se incrementa la represión, la persecución política. Acusaron a la ex presidenta de traición a la patria. Hubo cuatro personas acusadas de traición a la patria en nuestra historia: José de San Martín, Juan Manuel de Rosas, el general Juan Domingo Perón y Cristina. Evidentemente, los que defienden los intereses de los argentinos, cuando gobiernan los grupos de derecha, son acusados de ser traidores a la patria.

-¿Qué opina del pedido de detención del intendente de Ensenada, Mario Secco?
-Lo de Secco ocurrió durante un cuarto intermedio. Empezó a haber represión en la calle y muchos legisladores plantearon que no se podía sesionar de esa manera. Ya antes no se podía sesionar porque toda la Legislatura estaba militarizada. Había como 800 gendarmes en los alrededores. No es muy cómodo sesionar en ese contexto. Pero se había desatado una represión. Se pasó a un cuarto intermedio a pedido de uno de los bloques. En ese momento algunos legisladores salieron a la calle. Entró el intendente Secco con los cartuchos de los gases lacrimógenos en la mano, y los expuso frente a los legisladores presentes. Me parece que el pedido de detención es parte de la persecución política. Recuerdo que cuando gobernábamos nosotros y se dio el conflicto por la resolución 125. Pasaban cosas como las que hizo Secco y uno se las tenía que bancar. No digo que esté todo bien, pero no se puede llegar al extremo de que a cada uno que piensa diferente se le inicie una causa judicial o se lo quiera meter preso.


(Entrevista realizada por Cristian Otegui y publicada en el diario De Hoy de Chacabuco)