Entrada destacada

Las luces LED llegan a más semáforos

Anuncio para las calles.

"Milani preso, se terminó el relato"

(Nota pedida) El ex jefe del Ejército durante el segundo gobierno de Cristina Fernandez de Kirchner, César Milani, fue detenido el viernes pasado en La Rioja por orden del juez federal Daniel Herrera Piedrabuena.
La aprehensión se registró luego de que acudiera a la declaración indagatoria a la que había sido citado en una causa que investiga los secuestros de Pedro Adán Olivera y su hijo, Ramón Olivera, en 1977, y la detención ilegal de Verónica Matta, en 1976.
Con el tópico de los Derechos Humanos como impronta de gestión (paradójicamente) el kirchnerismo y sus aliados fueron quienes le otorgaron el ascenso a teniente general a pesar de estar denunciado e investigado en tres causas judiciales por delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar, generando un grave retroceso para la democracia y un verdadero golpe a los derechos humanos.
Hacemos responsable al kirchnerismo de encubrir durante 12 años de gobierno su investigación, siendo funcionales y haciendo parte a un genocida y represor como este de un gobierno democrático, exigimos que se declare una pronta sentencia para que este genocida tenga una prisión real, común y efectiva.
¿Hablarán de persecución política? ¿Solicitarán intervención de organismos internacionales? O ¿aceptarán que se puso al frente del ejército a un genocida?
Sin dudas su detención es un paso más en el camino de la “responsabilidad de fundar una paz basada no en el olvido sino en la memoria; no en la violencia sino en la justicia”  (Julio César Strassera).
Firma: Juventud Radical de Chacabuco