La polémica historia detrás del día de la Industria

¿Hubo contrabando?


Hoy se celebra el día de la industria en Argentina. El hito por el que se eligió la fecha genera polémica porque podría incluir un acto de contrabando.
La industria nacional ha sido desde siempre una preocupación para la comunidad de la actual República Argentina. En un territorio marcado por el agro, el desarrollo del sector transformador es complejo. La industria nacional muchas veces cae ante la extranjera por cuestiones de costos, problemas impositivos o, simplemente, falta de estímulos y de emprendedores.
Es por eso que llama la atención que haya espacio para que se genere una polémica más en torno al hecho fundamental por el que en este día, se celebra el día de la industria.
Se recuerda que el 2 de septiembre de 1.587, se realizó la primera exportación de manufacturas del territorio argentino, que obviamente, era una de las tantas posesiones de la Corona española.
En esa fecha zarpó desde lo que hoy es la zona del Riachuelo, de la Capital Federal, la carabela San Antonio, rumbo al Brasil. En sus bodegas había cubrecamas, frazadas, otros tejidos, sombreros y bolsas de harina, producidos en Santiago del Estero.
La historia cuenta que en el interior de las bolsas había, ocultas, barras de plata. A la denuncia de contrabando la hizo el gobernador del Tucumán, Ramírez de Velasco. El metal precioso provenía de Potosí. Su exportación estaba prohibida.
Otra cuestión que causa polémica es que el buque había sido fletado por el obispo de Tucumán, Fray Francisco de Vitoria.
Faltaban más de dos siglos para que se registrara la revolución de Mayo. Como es de público conocimiento, la cuestión del libre comercio fue fundamental para la gestación del movimiento independetista.
El contrabando fue una de las formas a través de las cuales el germen de la burguesía se fue desarrollando en lo que hoy es la República Argentina.