Entrada destacada

Se investiga caso de abuso sexual

Información confirmada por fuentes policiales.

sábado, 3 de junio de 2017

Nota pedida: Por la salud de nuestros jubilados

(Nota pedida) El PAMI mediante resolución 0395/2017, que se encuentra vigente desde el 5 de mayo de 2017 dejó sin efecto el modelo de Pago por Prestación para el nivel de atención I (ambulatorio) y II (hospital y sanatorio), pasando a regirse por el sistema capitado exclusivamente. Destacamos que el modelo por cápita, con algunas variantes (modulado, globalizado); estuvo vigente desde la década del 90´ hasta el año 2013.
Este sistema implica que el PAMI abonará a los Prestadores (hospitales, clínicas, laboratorios y profesionales) una suma fija (llamada cápita) por cada afiliado, de un listado a su cargo. Es entonces que, si el prestador atendió menos pacientes, igual percibirá esa cápita.
Esta nueva implementación ocasiona la entendible preocupación de los prestadores, ya que hasta la fecha no se cuenta con precisión sobre cuál va a ser el valor de esa cápita, siendo ello el eje fundamental a prever para el buen funcionamiento de las Clínicas y Hospitales. Lo antes expuesto genera que, los prestadores del sistema se encuentran frente a una situación en la que no podrán (por cuestiones presupuestarias) brindar las prestaciones médicas necesarias, algo que sin lugar a dudas perjudica a lojubilados y pensionados que se atienden en el sistema y que, una vez más, parecen quedar rehenes de una coyuntura que los afecta negativamente.
¿Por qué se supone que el sistema de cápita es perjudicial? Por ahora no lo podemos saber, porque no existe una comunicación oficial de cuál es el valor de la cápita. En el caso de que el valor de la cápita sea menor a los costos que tienen los prestadores, es seguro que estos trataran de no cumplir con las prestaciones; y el único perjudicado será el jubilado; pero si fuera mayor el valor de la cápita, se beneficiará también al municipio. No obstante, destacamos que en este sistema el jubilado no tiene la opción elegir libremente  al prestador (instituciones hospitalarias y profesionales).
¿Por qué decimos que el sistema capitado no perjudica a las finanzas del municipio? La respuesta es obvia, pues son temas totalmente diferentes entre sí. Por un lado, las finanzas del municipio están ligadas a la Coparticipación Provincial (Ley 10.559) y por el otro, el MODELO CAPITADO DE PAMI, está destinado específicamente a cubrir gastos de atención hospitalaria y profesional  de los afiliados de PAMI en el partido de Chacabuco.  También es importante destacar que el hospital obtiene fondos por la propia facturación a particulares, obras sociales y seguros, que son administrados por la entidad hospitalaria.
En este sentido, y atendiendo los dichos vertidos por el Intendente  Municipal Dr. Victor Aiola, en cuanto se refiere que “con el pago por cápita se afecta las finanzas de los municipios”, ello dista abismalmente de la realidad.
Destacamos además que, dado el incumplimiento en la aplicación del Decreto 939 del año 2000, el municipio recibe del PAMI el monto destinado exclusivamente a la atención de los jubilados en nuestro Hospital, por lo que es ilógico que se siga sosteniendo que las cápitas de PAMI son recursos municipales, cuando debieran ser recursos genuinos del Hospital y ser recibidos por la Administración del Nosocomio de forma directa.
Como cierre, este equipo Interdisciplinario de salud considera que entre los conflictos suscitados entre PAMI y los Prestadores, los únicos perjudicados son los jubilados. Es decir, la discusión  se ha referido solamente al Sistema Capitado y no a lo que realmente nos preocupa, que es ejercer la defensa de los derechos de nuestros jubilados.
Por ello, convocamos a todos los sectores y espacios políticos a trabajar en una propuesta de salud participativa y superadora para todos los chacabuquenses.


Firma:  Equipo de Salud del Frente Renovador